De cómo la metodología Kanban mejorará tu trabajo

Descubre cómo esta metodología japonesa hará que acabes tus tareas de forma eficiente.

¿Te ha pasado que tienes tantas tareas por realizar que en lugar de terminarlas te encuentras empezando cada vez más? Los embotellamientos no solo suceden en tráfico, ¿verdad? Y es que avanzar se torna complicado cuando todo es “prioridad”.

Justo esto es lo que trata de evitar el método Kanban, una forma de trabajo que pretende gestionar el trabajo de forma fluida y ordenada. Esta metodología es completamente visual, se trata de un tablero que divide las tareas en 3 etapas: To Do (cosas que hacer), In progress (en proceso) y Done (terminado).

La representación visual hace que conozcas a la perfección la etapa de tus tareas, para que identifiques su status y evites los cuellos de botella.

¿Cómo armar tu tablero Kanban? Sigue estos tips:

  • Empieza por enlistar tus tareas: Puedes hacerlo diaria o semanalmente. Lo ideal es que dividas las tareas por rubros. Puedes hacerlo por cliente, por categoría o incluso el tiempo que te tomará.
  • Añade detalles: Sin importar si usas un tablero físico o virtual es importante que añadas cosas como códigos, fecha de vencimiento, descripción y otros datos clave para realizar el trabajo. Recuerda que trabajas en un equipo, así que es relevante que esta información esté visible para todos (sobre todo para tu jefe).
  • Ponte a trabajar: Pasa las tareas de la columna To Do a In Progress y dedícales tu completa atención a cada una. Algo que debes tomar en cuenta es que no puedes saturar la columna de In Progress, pues es ahí donde comienzan los problemas. Sobre la marcha, establece un límite para esta columna y respétalo. Este límite es conocido como WIP. Recuerda siempre establecer tus WIP para que tu trabajo fluya correctamente.
  • Añade otra columna: Como en ocasiones existen trabajos que deben pasar por autorización o revisión, puedes añadir otra columna para éstos. Después de In Progress, añade la columna Buffer. Ahí pasarás aquellas tareas ya concluidas, que solo están en espera de pasar a Done.
  • ¡Haz pull, no push!: No intentes trabajar en más de 2 tareas a la vez. Ve probando tu propio ritmo y siempre recuerda que lo importante es dejar de empezar nuevas tareas, y comenzar a terminarlas.

¿Listo para probar el método Kanban con tu equipo? ¡Vayan por un tablero, post-its de colores y prueben lo efectivo que es!

¿Cómo nos afecta nuestra actitud al trabajar en equipo?

Bien dicen que la actitud lo es todo… Y más cuando se trata del mundo laboral.

Para que una empresa funcione correctamente es necesario trabajar en equipo. Y es que si lo pensamos, una organización está compuesta de diferente engranes, y si éstos empiezan a fallar, puede afectar el fin último.

Por eso es muy importante tener siempre una buena actitud para con los demás, aun cuando se trata de otra área. Pero primero lo primero…

¿Qué es la actitud?

Es una posición que se adopta frente a una situación determinada. Es la forma característica en la que un individuo responde ante dicha situación. Cabe aclarar, que la actitud dura largo tiempo y existe incluso cuando todas las necesidades están satisfechas. Por eso es de suma importancia identificar las malas actitudes en el ámbito laboral y cambiarlas por buenas.

¿Qué actitudes impiden un buen ambiente laboral?

  • Excusas: “Eso no me tocaba a mí”.
  • Miedos: “No soy los suficientemente bueno para aplicar para ese puesto”.
  • Falsas creencias: “Así siempre ha sido el proceso y nunca va a cambiar”.
  • Justificaciones: “No fue mi culpa, nadie me compartió esa información”.

¿Qué actitudes propician un buen ambiente laboral?

  • Empatía: “A mí me pasó eso una vez, te enseño cómo resolverlo”.
  • Respeto: “Esperaré a que termines de comer para ver un tema”.
  • Honestidad: “Me tocó más tráfico porque salí tarde”.
  • Flexibilidad: “Puedo permitir que entregues esto mañana para que puedas llegar a tu cita con el doctor”.

Es cierto que las situaciones desfavorables que surgen en un día normal de trabajo son inevitables. Pero lo que sí podemos controlar es nuestra actitud ante estos problemas.

Recuerda que las malas actitudes entorpecen el flujo de trabajo. Si todos los colaboradores de una compañía adoptan buenas actitudes ante los problemas, estos se resolverán más rápido y de manera óptima.

¿Te gustó este artículo? Compártelo en redes sociales y dinos más ejemplos de actitudes que comúnmente surgen en las empresas…

¿A qué tengo derecho como inversionista?

Si estás pensando en invertir en una empresa, entonces debes conocer bien tus derechos sobre ésta.

Antes de empezar, resulta importante definir el concepto de inversionista. Son personas (o empresas) que realizan inversiones en capital, de las cuales pretenden obtener rendimiento a futuro.

Hay que mencionar que a diferencia de un accionista, el inversionista no es un socio. Por esta razón, en caso de que la empresa en cuestión no prospere o pierda su valor, el inversionista puede recuperar su dinero y el accionista no.

Erróneamente se cree que por no ser accionistas, los inversionistas no tienen ni voz ni voto en las decisiones del negocio. Pero lo cierto es que sí, pues están relacionados directamente con la empresa.

Si estás pensando en invertir en una empresa, o ya lo hiciste, es de suma relevancia que conozcas tus derechos como inversionista:

Elegir el plazo

Tú eres quien decide el plazo de la inversión, pues al final del día, se trata de tu patrimonio. Por lo general, los plazos se dividen entre corto, mediano y largo. Una recomendación sería que buscaras la ayuda de un asesor financiero, para identificar los pros y contras de cada uno.

Reparto de ganancias

Sin importar el plazo de la inversión, tienes derecho a la percepción del dividendo. Y en caso de que la empresa en la que invertiste fuera liquidada, también te corresponde una cuota de liquidación.

Derecho a opinar antes de la toma de decisiones

Sobre el producto o servicio en sí, un inversionista no puede realizar cambios. Pero sí tiene el derecho de asistir a las reuniones de carácter financiero y opinar para la toma inteligente de decisiones. Existen inversionistas que son parte del Consejo, la Asamblea o la Junta Directiva. Si este es el caso, el voto se vuelve mucho más poderoso.

Preferencia en caso de acciones

Si la empresa opta por aumentar su capital, estas nuevas acciones deben ofrecerse primeramente a los inversionistas originales. Cabe mencionar, que las acciones ofrecidas deben ser proporcionales al capital que invirtieron.

Solicitar informes

En cualquier momento tienes derecho a solicitar información sobre la compañía, su estructura y funcionamiento. Sobre todo cuando de índole financiera se refiere, así que no dudes en pedir reportes periódicos de la situación de la organización.

Si estás pensando en formar parte de un proyecto de inversión pero tienes dudas, contáctanos. Nuestros asesores financieros están para ayudarte. Deja que nuestros expertos te guíen por este nuevo camino. 

Cómo tener reuniones relevantes y eficientes en 5 pasos

Algunos consejos para tener reuniones exitosas de trabajo, y no perder tiempo en temas irrelevantes…

El tiempo es oro, y más en las empresas, donde las horas que un empleado pierde haciendo tareas innecesarias puede ser fatal para la organización y su desarrollo. Tal es el caso de las reuniones, las cuales en ocasiones en lugar de aportar, pueden quitarle tiempo valioso a los colaboradores.

Se estima que el 51% de los empleados piensa que van muy seguido a juntas que son irrelevantes para ellos. Es por esto que es necesario planear con anticipación una reunión laboral, para que además de concisa, sea fructífera para todos los asistentes. Aquí 5 pasos para tener juntas exitosas, eficientes y relevantes:

Ten un objetivo claro

Antes de convocar una reunión pregúntate: “¿Para que es esta reunión?”. Muchas veces existen algunos puntos que pueden ser explicados por llamadas o Skype. Si es necesario que reúnas a la gente presencialmente, pregúntate: “¿Quiénes deben asistir a la reunión?”. Solo convoca a aquellos a quienes le sea relevante la temática. Y si existen personas a las que solo les incumbe un tema, cítalas durante la primera parte de la junta para que puedan retirarse y continuar con sus tareas del día a día.

Reduce longitud

Google tiene una regla para sus reuniones: no pueden durar más de 30 minutos. Sin duda no es una regla categórica que le va a aplicar a todas las empresas, pero sí trata de que no duren mucho y solo se vean los temas que son importantes.

Elige el método correcto

Piensa en tu audiencia y con base en eso y la información que quieres dar a conocer, elige tu tipo de presentación. Quizás no sea necesario ningún material adicional, pues solo quieres hablar. O tal vez necesites mostrar gráficas, por lo que necesitarás un proyector o pantalla. O puede ser que lo mejor sea un pizarrón, si lo que se verá en la junta será una lluvia de ideas…

Sé abierto con las conexiones remotas

En ocasiones puede ser complicado lograr que muchas personas coincidan en una fecha y horario, sobre todo cuando se tienen reuniones con personas de otras empresas u otros husos horarios. Sé flexible y deja que estas personas puedan conectarse remotamente. Eso sí, definan desde antes por qué plataforma van a conectarse, y hagan pruebas de video y audio antes de la junta.

Planifica temas con tiempos

Escribe una minuta con los temas a tocar, y otórgale tiempo a cada uno. Trata de apegarte a éste lo más que puedas. Y si es necesario, contempla un tiempo al final para dudas.

5 puntos que debes considerar antes de invertir en Private Equity

¿Tienes planeado invertir en una empresa? Asegúrate de que cumpla con las siguientes características…

 

El concepto de Private Equity se refiere a un tipo de actividad de índole financiera que consiste en la inversión que una entidad de capital riesgo realiza para adquirir el porcentaje mayoritario de las acciones de una empresa.

Por lo general, estas entidades buscan compañías que se encuentran ya muy estancadas, y que sin embargo, representan rentabilidad a futuro.

El objetivo principal del Private Equity va más allá de solo adquirir las acciones de un negocio, sino potenciarla para que crezca y tenga valor. Como se trata de una movida complicada, es importante que los inversionistas tomen en cuenta ciertos criterios de las empresas que planean ser compradas:

 

Oportunidad de crecimiento

Dado que las firmas de Private Equity adquirirán un porcentaje mayoritario de acciones, resulta lógico que la empresa en cuestión tenga muy buena oportunidad de crecimiento. Piensa si el negocio da cabida a nuevos productos, nuevas franquicias e incluso nuevos clientes.

 

Organigrama establecido

Es muy importante que la estructura de la organización esté bien establecida y funcione correctamente. Si este no es el caso, la firma de Private Equity deberá replantearse la inversión, dependiendo si está dispuesta a encontrar un reemplazo para el equipo.

 

Buen movimiento de capital

El movimiento de dinero debe ser estable y suficiente para cubrir con deudas y otras transacciones comunes en los proyectos de Private Equity (como liquidaciones, finiquitos, relocalizaciones, etc.).

 

Posibilidad de sumarse a tendencias

Es común que las firmas de Private Equity busquen compañías que se puedan beneficiar de tendencias, sobre todo tecnológicas.

 

Buen posicionamiento en el mercado

Quizás el punto más relevante. Al querer adquirir una empresa, es de suma importancia que ésta esté bien posicionada en el mercado y cuente con un modelo de negocio sustentable. Para detectar esto, es una buena idea descubrir la relación que el negocio tiene con sus clientes.

¿Estás pensando en invertir en una empresa? ¿O alguien quiere invertir en la tuya? Contáctanos, nuestros consultores en banca de inversión y finanzas corporativas te guiarán en este proceso.

5 tendencias del mercado laboral para 2019

¿Qué podrán esperar los trabajadores mexicanos para este nuevo año?

 

El 2018 fue un año lleno de cambios para México. El cambio de gobierno y las renegociaciones del TLCAN sin duda constituyeron dos hitos importantes para los diferentes mercados.

En el caso del mundo laboral, estos sucesos marcaron nuevas pautas para el siguiente año. Por este motivo, es importante conocer las tendencias que el mercado laboral en México seguirá en 2019.

A continuación, algunos de los puntos que hay que tomar en cuenta en materia laboral según la consultora Michael Page:

 

Perfiles especializados

No bastará con enlistar en un CV las aptitudes convencionales. El siguiente año, los reclutadores se sentirán más atraídos hacia aquellos perfiles con experiencia en liderazgo, visión de negocio y comunicación entre equipos.

 

Centros de Servicios Compartidos

Los también llamados CSC han crecido estrepitosamente en 2018, razón por la cual en 2019 será una tendencia. Sobre todo se requerirán profesionales en áreas de Finanzas, Operaciones Administrativas y Recursos Humanos.

 

Atención al cliente

Porque el cliente siempre es primero, se necesitan profesionales que brinden excelente servicio a los consumidores. Esto con el objetivo de retenerlos y satisfacer sus necesidades al 100%.

 

Áreas técnicas

Algunas de las áreas técnicas que proliferarán este nuevo año son las inversiones extranjeras, la automatización de procesos y la digitalización.

 

TI

Los departamentos de TI en las empresas mexicanas va a la alza, por este motivo se emplearán a expertos en ciberseguridad, migraciones y desarrollo y programación de apps.

¿Qué opinas sobre estas tendencias laborales para 2019? ¿Crees que tu empresa se sumará a alguna de ellas? Comparte este artículo en redes sociales y compártenos tu opinión…

Cómo fusionar y adquirir empresas sin morir en el intento

El secreto es que las compañías sean compatibles (aun cuando no lo son).

 

En 2017, Amazon adquirió Whole Foods con el objetivo de ir más allá de su modelo de e-commerce y vender alimentos y otros productos de supermercado mientras recolectaban datos de sus compradores. Todo parecía ir de maravilla, hasta que un año después en las tiendas de Whole Foods los empleados comenzaron a expresar su descontento con los cambios de Amazon. ¿Qué sucedió?

Aunque el proyecto de M&A (Mergers and Acquisitions) hacía sentido al principio, lo cierto es que ambas compañías olvidaron investigar la compatibilidad de sus culturas antes de fusionarse.

En un estudio realizado por Harvard Business Review, donde recolectaron información de 4,500 fusiones internacionales de 32 países entre 1989 y 2013, descubrieron que aquellas culturas incompatibles vieron su retorno de activos disminuir 0.6% durante los tres primeros años después de la fusión (lo cual equivale en promedio a $200 millones de dólares al año).

Sin embargo, cuando esta incompatibilidad se detecta temprano, existen pasos que las empresas pueden seguir para encontrar armonía entre sus culturas. Aquí los puntos que Harvard Business Review recomienda:

 

Prepárate para negociar

Aunado a negociar precios de productos y otros temas de índole financiera, es necesario que los dos negocios estén dispuestos a conciliar para comulgar en una nueva cultura. Es aquí cuando las compañías deben hablar sobre control interno, políticas de empleados, procesos, prácticas, etc.

 

Arma un acuerdo prenupcial

Parecido al matrimonio, el M&A constituye un contrato donde las dos partes deben comprometerse a ciertas cosas. Hay que poner por escrito todos los cambios e implementaciones que habrán, desde lo más simple hasta lo más complicado. Por ejemplo, cuando Disney compró Pixar, se decidió que los empleados de Pixar podían no firmar contrato con Disney, podían decorar sus cubículos como quisieran y podían continuar con su competencia anual de aviones de papel.

 

Justifica los cambios

Una de las razones por las que los empleados de Whole Foods no estaban satisfechos con los cambios, fue porque nunca se los explicaron. Una vez que hayan aterrizado todo en papel, ambas empresas deben buscar el tiempo para reunirse con sus colaboradores e informarles de las nuevas implementaciones, así como los motivos de éstas.

 

Sé amigo del “a prueba y error”

Es posible que sobre la marcha, haya que hacer algunos ajustes en cuanto a la estrategia de integración. Es completamente válido y hasta recomendable. Aquí es importante analizar tanto la satisfacción de los empleados como la de los clientes, pues solo así las empresas sabrán si su fusión está haciendo sentido.

¿Tienes en mente un proyecto de M&A? En Grupo Administrategia contamos con expertos en fusiones y adquisiciones que te guiarán en esta importante decisión para tu empresa. Contáctanos, nuestros consultores están para ayudarte.

Fuente: Harvard Business Review

Suscríbete a nuestro boletín:

Mantente actualizado con las noticias más relevantes de la industria.

Indicadores financieros -

Tipo de cambio USD venta:

INPC Mayo 2018

131.77

IPC - Septiembre 16 , 2019

48,112.01